Publicado el

Trifle de Mango

Hace tiempo hice esta receta y la verdad me encantó por lo  fácil y económica, incluso te puede sacar de un apuro cuando llega visita y no tienes algo muy elaborado para ofrecer.

El video es de hace unos ¡6 años! cuando esperaba a mi segundo bebé y lo hice para soportar un trabajo de la Universidad en la que estudiaba. La hice cuando aún no me pasaba por la mente hacer el blog y mucho menos para mi canal de youtube que por cierto tengo muy descuidado .

Espero que lo disfruten como yo al hacerlo y ahora que lo veo que se rían mucho también  .



Ingredientes

  • 1 mango grande
  • 1 vaso de yogur, recomiendo griego ya que es más cremoso pero en este caso usé kumis
  • Ralladura de limón
  • Galletas colaciones
  • Cacao en polvo ( opcional )

Preparación

Prepararlo es muy fácil, solo debes cortar en cubos el mango y en el recipiente que desees servir poner capas de galletas, yogur, mango y así sucesivamente, terminando con una capa de mango cubierta de yogur. Decora con la ralladura de limón, un poco de cocoa y una rodaja de limón. ¡Y listo! ¿Ya ves que fácil es?

Anímate a prepararla. Puedes variar la fruta, por ejemplo puedes usar banano, manzana, en fin todo depende tu elección. Podrías sustituir el yogur por crema de leche montada, si es que te agrada más.

Publicado el

Crumble de frutos rojos

¿Te gustan las fresas? ¿y las moras? Si  respondiste sí esta receta es para tí, aquí en Colombia las tenemos todo el año así que por qué no aprovecharlas. Seguro te encantarán en un rico postre para después de una cena o como yo, que cuando preparo estas recetas en ocasiones son lo primero que como al levantarme. Debo confesar que no es lo más sano pero qué más da, la vida hay que disfrutarla y si esta es una de las formas de hacerlo pues no pasa nada.

A este postre lo acompañé con una  mezcla para pastel de tres leches pero puedes usar un poco de leche condensada para equilibrar un poco el sabor ácido de la mora .

Ingredientes

  • 250 g de harina
  • 150 g de azúcar
  • 1 cucharada de canela (opcional)
  • 150 g de mantequilla blanda y cortada en dados

Ingredientes para el relleno

  • 250 g de mora
  • 250 g de fresas cortadas en cuartos
  • 3 cucharadas colmadas de azúcar moreno
  • 2 cucharadas colmadas de harina
  • 25 g de mantequilla blanda y en dados
  • Crema batida para acompañar (opcional)
  • Mezcla de tres leches para acompañar (opcional)
  • Leche condensada C/N para acompañar (opcional)

Para esta receta vas a necesitar un refractaria apta para horno de 23 cm y de 7.5 cm aproximadamente de grosor.


Preparación

Pre calienta tu horno a 180°C y alista tu refractaria, no hay necesidad de enmantequillar, enharinar o forrar.

Mezcla en un recipiente grande la harina, la canela y el azúcar. Incorpora la mantequilla y trabájala con un tenedor hasta lograr una textura grumosa. Deja algunos trocitos de mantequilla aparte. Reserva.

Para el relleno coloca lo trozos de mora y fresa en la refractaria y espolvorea con el azúcar y la harina, remueve un poco y pon unos pequeños trozos de mantequilla encima, añade la mezcla de harina y azúcar encima de forma que cubra las frutas en su totalidad.

Lleva al horno durante 45 minutos con fuego arriba y abajo hasta que dore, retira del horno y deja que enfríe un poco, puedes servir tibio.

No te imaginas el aroma tan delicioso que este postre va a dejar en tu casa, es que es verdaderamente una delicia.

Si decides acompañar con crema de leche asegúrate que sea una cantidad abundante ya que el contraste de sabores y texturas es maravillosa. Puedes acompañar también con mermelada de frutos rojos o espolvorear azúcar pulverizada para que el dulce y el ácido de las moras se combinen.

Espero que te guste y puedas compartirla con quien quieras.

Publicado el

Helado de Té

¡Hola!

Esta receta la verdad no la tenía planeada pero la aprendí a hacer en un curso  virtual que estoy haciendo y aunque estaba un poco escéptica por el resultado, debo confesar que no quedo nada mal, evidentemente el sabor puedes cambiarlo por algún tipo de aromática de frutos rojos o el que más te guste.

Con esta opción el resultado fue neutro así que puedes  acompañar el helado con brownie y/o con frutas.

El tiempo que me demoré fue una tarde, pues comencé a hacerlo a las 2pm y a las 7 pm  ya estaba listo. Eso sí, debes servirlo de inmediato pues no tiene ningún tipo de estabilizante ni conservante: sirves y a comer.



Ingredientes

  • 500 g de crema de leche
  • 500 g de leche
  • 150 g de azúcar
  • 16 unidades de yema
  • 5 unidades de té

Preparación

Pon a fuego medio la crema de leche con las bolsitas de té aproximadamente por 8 minutos o hasta que comience a hacer burbujas, retira las bolsitas.

Adiciona a la crema hirviendo, una mezcla previamente licuada de las yemas, leche y azúcar. Bate enérgicamente hasta que tome una textura cremosa o hasta llegar a los 8 °, para eso debes tener un termómetro e introducirlo en la olla para tomar la temperatura.

Retira la olla y cambia la mezcla en  un bol para que se enfríe esto tomará aproximadamente una hora, tápalo y llévalo a la nevera entre 0 y -4°C.

Una vez frió sácalo  y bate, viértelo en una bandeja cuadrada o rectangular para que sea más fácil hacer el corte cuando esté listo y llévalo al congelador.

Cuando esté congelado córtalo con un cuchillo, recuerda mojar con agua tibia antes de realizar el corte. Presenta con frutos rojos o con el que prefieras, yo usé durazno en almíbar.

Te estarás preguntando qué hacer con tantas claras sobrantes, recuerda que usaste ¡16! yemas, bueno no hay problema puedes hacer bizcochos muy aireados o merengues, también puedes hacer un rico  pie de limón. Ya te estaré contando qué preparé para darte ideas.

Publicado el

Arroz con leche

El arroz con leche es la versión española del pudin de arroz, pero se cree que este plato tiene sus orígenes en la cocina árabe, pues estos ocuparon España por un periodo bastante largo así que su cultura y gastronomía los  influenció bastante.

En América Latina, con la llegada de los españoles, conocímos este postre delicioso que se prepara de diversas formas y con diferentes acompañamientos, aromas y sabores, de hecho también suelen comerlo en Asia.

Hoy te comparto la receta con la que mejor me siento, la que toda la familia prueba y aprueba, espero que te guste y la disfrutes tanto como yo.


Ingredientes

  • 1 taza de arroz
  • 1 lata de leche condensada
  • 1 taza de leche entera
  • 1 astilla de canela
  • 1/2 taza de uvas pasas
  • 1 cucharadita de vainilla
  • C/N de canela
  • Ralladura de limón (opcional)

Preparación

Pon el arroz en una olla con el agua y la astilla de canela . Cocina a fuego medio durante 25 minutos, cuando esté cocido y semi-seco integra la leche condensada, la ralladura de limón y la leche entera.

Continua con la cocción durante 5 minutos o hasta que logres la consistencia deseada, no lo dejes secar pues lo ideal es que quede cremoso,  retira del fuego.

Puedes servirlo tibio o frío y decorarlo como prefieras, en este caso te presento dos opciones deliciosas: una con canela en polvo y otra con uvas pasas.

Publicado el

Natilla de Chocolate

Me encanta probar nuevas recetas, especialmente de postres y repostería. Tengo una lista interminable  que me gustaría hacer, una lista que creo que no completaré nunca porque voy añadiendo nuevas recetas más rápido de lo que me da tiempo a prepararlas.  Postres muy sencillos de realizar y que hemos comido con distintas variantes cientos de veces, pero que siguen gustando tanto como el primer día.  Hoy le toca el turno a una rica natilla de chocolate, tan rica e irresistible como la clásica. Esta es una de las recetas más fáciles que hasta ahora he publicado y es que no hay excusa para no prepararla.

Yo la hice ayer domingo para cerrar con broche de oro un bonito fin de semana.

Ingredientes para la natilla

  • 25 g de azúcar (2 cucharadas)
  • 25 g de maicena (2 cucharadas)
  • 25 g de cacao en polvo sin azúcar (2 cucharadas)
  • 350 ml de leche entera (1 1/2 taza)
  • 120 ml de nata para montar (1/2 taza)
  • 113 g de chocolate en trozos (chocolate con leche)
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla

Ingredientes para la decoración

  • 1/2 taza de azúcar
  • 1 1/2 de nata para montar
  • 1/2 cucharadita de estabilizante o cremor tártaro
  • 1 cucharadita de vainilla

Preparación

Empieza mezclando el azúcar con el cacao, la maicena y una pizca de sal y pesa los ingredientes líquidos.

Llévalos a una olla  a fuego medio alto y poco a poco agrega la leche mezclada con la vainilla y la nata para montar, deja que empiece a hervir batiendo constantemente por un minuto, la mezcla empezara a espesar.

Cuando comience a hacer burbujas retira del fuego y añade el chocolate troceado, mezcla enérgicamente con una espátula hasta integrar. Pon la mezcla en el recipiente que más te guste y lleva al refrigerador aproximadamente por dos horas.



Mientras los vasitos están en el refrigerador y poco antes de sacarlos pon en un bol la nata, el estabilizante o cremor tártaro, la vainilla y el azúcar. Comienza a batir hasta montar y pon la crema en una manga para que te sea más fácil decorar, puedes poner una galleta encima de la nata como yo lo hice o simplemente espolvorea un poco de cacao, puedes poner chispitas, chispas de chocolate, galletas maría o algún tipo de fruta como fresas pues son una combinación deliciosa con el chocolate.

La decoración siempre va de la mano de tu imaginación pero te aseguro que el sabor es maravilloso.

 

Publicado el

Crumble de Pera

Este es un postre clásico inglés y es una excelente opción para compartir en familia después de una cena ¡me encanta! es fácil de hacer no tiene mucha técnica, y lo mejor es que no empalaga.

Ademas lo puedes conservar hasta por 3 días pero te aseguro que es tan rico que solo durará una tarde.

Quieres aprender a prepararlo? bueno pues vamos con la receta.

Ingredientes para la cobertura

  • 250 g de harina
  • 150 g de azúcar
  • 150 g de mantequilla blanda y en dados
  • 1 cucharada de canela (opcional)

Ingredientes para el relleno

  • 6 peras sin semilla y cortadas en cubos
  • 2 cucharadas colmadas de azúcar (puedes usar azúcar morena)
  • 1 cucharada colmada de harina
  • 25 g de mantequilla blanda y en dados
  • Crema batida para acompañar (opcional)



Preparación

Pre-calienta el horno a 180°C  y alista tu molde, yo usé una refractaria de 23 cm.

Mezcla en un recipiente la harina y el azúcar (si te gusta la canela es momento de adicionarla). Incorpora la mantequilla y  trabájala hasta obtener una mezcla grumosa, algo así como arena, deja algunos trocitos de mantequilla aparte y reserva.

Para el relleno, coloca los trozos de pera en el molde y espolvoréala con el azúcar, la harina y la canela si es que optaste por usarla. Remueve y presiona suavemente.

Pon trozos de mantequilla sobre el relleno. Añade la mezcla hecha con la harina y extiende para que quede uniforme.

Hornéalo hasta por 40 minutos o hasta que dore o cuando al clavar un pincho notes que el relleno esta blando.

Retíralo y déjalo reposar por 5 minutos. Sírvelo tibio con crema batida.

Publicado el

Mousse de limón

La mousse es un postre de origen francés,  cuya base es  clara de huevo montada a punto de nieve, o  crema de leche batida, los cuales le dan consistencia esponjosa.

En este caso usé crema batida ya que quería algo sencillo y rápido. Podemos hacer mousse de lo que queramos, de frutas, de chocolate, de hortalizas etc.  Yo quise hacerlo de limón.

Creo que es una opción excelente para una reunión familiar pero también para tu negocio en una mesa de postres. Yo no dejaría de probar este magnifico postre ya que la acidez junto con la textura ligera y suave, hace que la mezcla sea perfecta.

Aquí va la receta.



Ingredientes

  • 100 g de jugo de limón
  • 200 g de leche condensada
  • 200 g de crema de leche
  • C/N de ralladura de limón
  • C/N de galletas desmenuzadas
  • C/N de chispas de chocolate

Los ingredientes que uses para la decoración son opcionales y dependen de tu creatividad.

Preparación

En un bol mezcla con un globo o con un tenedor  el jugo de limón y la leche condensada,  es importante  que quede bien integrado, cuando  ya esta bien homogénea añade la crema de leche y bate hasta que esté cremosa, no hace falta montarla por completo pero todo es cuestión de gusto.

Cuando esté lista solo es cuestión de echar a volar tu imaginación, puedes servir en copas o en vasos. Yo en este caso usé unos pequeños vasitos de acrílico. Para decorar puse capas de galleta, crema y ralladura de limón, otros los decoré con chispas y algunos solo tienen el delicioso mousse.